Maquillaje para un vestido rojo: consejos para de día y por la noche

Hacer un maquillaje para un vestido colorado no es tan de los pies en el suelo como con otros colores. Con independencia de sus variados tonos, el colorado es siempre y en todo momento un color impresionante que concentra todas y cada una de las atenciones y un maquillaje inapropiado puede regresar el look en algo demasiado “ruidoso” y que no deja lucir ni nuestra belleza ni la del vestido. Así sea para el día o bien la noche, el truco es dejar que sea el vestido el que dicte el estilo. Te dejamos ciertos consejos a fin de que sepas de qué forma hacerlo.

Maquillaje para un vestido rojo: opciones para el día que jamás fallan

Colorado con colorado

Llevar un vestido colorado con un pintalabios en exactamente el mismo color es un look tradicional a prueba de fallos y que resulta siempre y en toda circunstancia muy femenino y sensual.

No obstante, como los labios van a llevar un tono marcador, todo lo demás debe ir suave.

Aplica una base ligera para uniformizar el tono de piel, mas evita crear una capa espesísima. El colorete asimismo ha de ser suave. Empléalo solo para aportar un color más sano y lumínico al semblante, mas no para resaltar las mejillas ni hacer contouring. Un rosa suave es ideal en un caso así.

Para los ojos, apuesta en sombras matte claras, en tonos neutrales o bien naturales. Esto va a hacer que las pestañitas se resalten. Aplica una máscara volumizadora en estas para marcarlas todavía más.

Puedes utilizar un delineador cobrizo para acotar los ojos sin centrar demasiado las atenciones en estos. Como opción alternativa, y de manera especial si lo que quieres es un maquillaje para un vestido colorado de celebración, puedes asimismo emplear un delineador negro para crear el efecto ojos de gato.

Maquillaje natural

maquillaje natural para vestido colorado

La iluminación del día acentúa el colorado del vestido. Un maquillaje natural crea de esta forma contraste con el lado más exuberante de esta prenda y ayuda a compensar la belleza entre el semblante y la ropa.

La belleza inmaculada de tu piel va a ser el complemento al vestido. La base ha de estar conforme con tu tono de piel y ser ligera. Los polvos minerales pueden asistirte conseguir el efecto uniforme que buscas sin crear demasiada espesura.

Para los ojos puedes apostar en tonos beis o bien conforme con tu tez, a fin de que alumbren sin destacarse. El pintalabios asimismo ha de ser nude en un rosa suavísima a fin de que se vea natural.

Si piensas que el maquillaje queda demasiado fácil, centra tus atenciones en las pestañitas para aportarle dimensión al semblante y resaltar la mirada. Una fina línea de delineador asimismo puede asistir.

Lee también: Reglas básicas para conjuntar un vestido colorado

Maquillaje para un vestido rojo: la noche es del glamur

Colorado con colorado

maquillaje para un vestido colorado por la noche

Este truco de maquillaje para un vestido colorado marcha tanto de día como por la noche, con solo mudar ciertos detalles.

Tal para el maquillaje de día, debes apostar en una base ligera a fin de que el semblante se vea uniforme y lumínico de forma natural. El colorete asimismo ha de ser suave y utilizado solo para aportarle vida al semblante y no para definirlo.

La primordial diferencia en este género de maquillaje conforme el instante del día está en los ojos. En un caso así, debes asimismo seleccionar tonos naturales y claros, mas ahora con brillo. Para las pestañitas puedes decantarse por una máscara volumizadora o bien por pestañitas falsas para aprofundar la mirada.

El delineador ha de ser negro y puedes utilizarlo para crear el efecto ojos de gato o bien sencillamente durante la línea de las pestañitas para resaltarlas todavía más.

Smokey eyes

maquillaje smokey eyes para un vestido colorado

El estilo ojos ahumados es idóneo para aportar drama a un look que es en sí glamouroso como lo es un vestido colorado. No obstante, como los ojos van a estar en destaque, el resto del maquillaje debe ir en un estilo natural.

La base ha de ser ligera, solo para aportar uniformidad sin crear una capa perceptible. Para las mejillas, un tanto de colorete con un brillo suavísima en un tono de melocotón o bien rosa basta para fortalecer el estilo natural. El pintalabios ha de ser en un tono nude.

Para el efecto smokey eye usa un delineador líquido para enmarcar y resaltar el formato de los ojos. Para las sombras, juega sobre todo con grises y negros. Incorporar un colorado como tercer color asimismo es posible, mas solo cuando su tono es profundo, lo que ayuda a aportar sensualidad a la mirada. En el caso de colorados claros, es preciso tener más cuidado a fin de que el efecto no sea patológico.

Como es natural, si agregas colorado a tu maquillaje smokey eye, este debe siempre y en todo momento estar conforme con el tono de tu vestido.

Bronceado lumínico

maquillaje bronceado lumínico para un vestido colorado

En este estilo de maquillaje, el propósito es conseguir un estilo fácil, mas glamouroso. La meta va a ser crear un brillo suntuoso en el semblante para conjuntar con el vestido y ponerlo en destaque. Esta clase de maquillaje es asimismo universalmente adulador para todos y cada uno de los tonos y géneros de piel.

Usa una base ligera, BB Cream o bien CC Cream para conseguir una piel que se vea uniforme mas natural. Para los tonos de sombras y coloretes, apuesta en los tonos coral con brillo que más se acomoden a tu tez. Como iluminador, emplea un polvo con brillo para aportar dimensión al semblante.

Para acentuar las mejillas usa un bronzer. Puedes usar más que un tono para asistir con el contouring.

El pintalabios ha de ser en un tono natural, en melocotón o bien rosa, y preferencialmente gloss.

Para los ojos, puedes emplear un delineador negro sobre la línea de las pestañitas para incorporar un tanto de drama al maquillaje. Las pestañitas deben ir señaladas con una máscara que aporte espesura y volumen. Como opción alternativa, asimismo puedes crear el efecto de ojos de gato y regresar las pestañitas más sutiles a fin de que los ojos no se transforman en el centro del maquillaje así como el brillo.

Evidentemente, estas no son las únicas opciones de maquillaje para un vestido colorado. Desde el momento en que te sostengas en la regla de resaltar solo un rasgo al unísono, puedes jugar con tu inventiva y talento para amoldar estos maquillajes y hacer lucir los atributos de tu semblante que piensas que son más atractivos.

Solo recuerda que, si empleas colorados, estos deben sostenerse en la familia directa del tono del vestido. Este y el truco de un destaque al unísono son reglas que no puedes olvidar si deseas lograr la perfección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *