Inicio Economía ¿Quién puede invertir en renovables y de qué manera hacerlo?

¿Quién puede invertir en renovables y de qué manera hacerlo?

Con el inicio del segundo semestre del año, y la entrada del nuevo curso que se aproxima en unos días, para muchos inversores llega el instante de reactivar su cartera de inversión. Puede ser un buen instante para proponerse, si no se ya hace, la inversión en renovables.

En lo que llevamos de dos mil veintiuno, y pese a un cierto retroceso de las eólicas, las energías renovables tienen un comportamiento bien interesante. Esto causa que, muchos inversores medios que apenas las tenían presente, se estén proponiendo que, quizás, sea un recurso a valorar en las carteras diversificadas. Y la verdad es que si lo es.

Por qué razón invertir en renovables

Podríamos centrarnos en múltiples factores en el momento de valorar pues es interesante invertir en renovables. Mas lo vamos a hacer en 2 específicos que, además de esto, son sencillamente cotejables.

El primero de ellos es la tasa de desarrollo de las renovables en la última década. Si tomamos, por servirnos de un ejemplo, el desarrollo de la presencia de la energía solar y la energía eólica con respecto a otros modelos, vemos que estas medran entre un cuatrocientos por ciento y un quinientos por ciento más veloz tanto en implantación como en relevancia en la red de distribución. O sea, estamos frente a un segmento que tiene un desarrollo exponencial en las 2 últimas décadas.

El segundo de ellos, y complementario, es que ese desarrollo no apunta a ralentizarse, a la inversa, apunta a acrecentar. Todas y cada una de las agendas energéticas, tomando como base los diferentes pactos globales, apuntan poco a poco más al empleo de renovables, la ralentización de los comburentes fósiles, y elementos como la sostenibilidad y medioambiente en el eje de la producción energética. Por consiguiente, es un segmento que, para la inversión en un largo plazo, sostiene un potencial de desarrollo superior a otros.

¿Quién puede invertir en renovables y de qué forma hacerlo?

La verdad es que la democratización de los modelos de inversión acerca las posibilidades a cualquier perfil de persona que desee invertir. Es posible participar en inversiones en renovables desde poquísimo dinero.

Las herramientas más interesantes, para quien no tiene una enorme experiencia inversora podrían ser:

  1. Las emisiones de bonos verdes: que pueden ser públicas o bien privadas, de renta fija y orientadas a financiar proyectos relacionados con energías sustentables. En estas emisiones se garantiza la rentabilidad pactada por adelantado.
  2. Los fondos indizados: se trata de fondos de administración pasiva, con menos costos que los fondos de administración activa y que se orientan a la inversión relacionada directamente con las renovables. Por servirnos de un ejemplo, por medio de empresas con una huella de carbono de menor impacto que la media y con las emisiones ceñidas a la agenda París dos mil cincuenta.
  3. Fondos de inversión: los fondos de administración activa cuenta en su catálogo, cada vez en mayor medida con fondos bajo criterios ISR que, habitualmente, debe ver con la sostenibilidad y la inversión en activos del segmento de las renovables.

Se trata como vemos de modelos de inversión accesibles, que pueden ser participados desde poco dinero y que asistirían a la diversificación de la cartera participando en un segmento tan interesante como de las renovables.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

últimastop